19 de septiembre de 2016

Cinco esquinas, de Mario Vargas Llosa. (Crítica)

Vargas Llosa es de sobras conocido, pero expondré una pequeña información. Como datos fundamentales deberíamos ubicar su nacimiento en Perú en 1936. Además de la literatura muestra interés por la política (siendo su ideología la llamada liberal) y por el periodismo (escribe con regularidad en El País). Según la biografía que aparece en el Instituto de Cervantes estudió Letras y Derecho en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos (Perú) y en la Universidad Complutense de Madrid obtiene el título de Doctor en Filosofía y Letras. En 1994 es nombrado miembro de la Real Academia Española y ese mismo año gana el Premio Miguel de Cervantes; posteriormente es reconocido doctor honoris causa por numerosas universidades. El Premio Nobel se lo conceden en 2010. Su obra ha sido traducida a más de 30 idiomas.


Cinco esquinas arranca con la imprevista pasión física entre dos amigas. Y digo que es imprevista porque son amigas desde hace tiempo, pero nunca se les había ocurrido ir más allá de la simple amistad. Hasta el comienzo de la novela. Les gusta la experiencia y pronto se van a Miami a disfrutar de tres días de amor. Mientras, el marido de una de ellas, que se dedica a la minería, Ernesto Cárdenas, recibe la visita de un periodista, Rolando Garro, sujeto que se dedica a la prensa sensacionalista y a chantajear, de camino (porque hay cosas que deben ir en el mismo "pack", pensará Vargas Llosa). Tiene unas fotos comprometidas de Cárdenas y, aunque le dice que no las va a utilizar contra él, este no se lo cree y acude a su mejor amigo y abogado, Luciano Casasbellas, cuya mujer fue con la que inició amores la de Ernesto y con quien se fue a Miami.

Además de estos personajes destaca una periodista, también dedicada a realizar reportajes sucios, llamada la Retaquita (que tendrá un peso importante en el desenlace); Ceferino, el que realizó las fotos comprometedoras de Cárdenas; Juan Peineta, quien conserva un gran rencor por Rolando Garro: le reprocha que por los textos calumniadores de aquel murió su mujer y se arruinó al ser despedido de su trabajo. El otro personaje mencionable es el Doctor, el segundo de Fujimori.

Y sí, tenía motivos Ernesto Cárdenas para no fiarse del periodista. Recibe una segunda visita en la que le pide que invierta en su semanario Destapes para convertirla en una revista de amplio alcance y poder. El empresario se niega y lo echa del despacho. El otro amenaza, y cumple, con publicar las fotos en el próximo número.

A partir de ahí se desenvuelve la novela en forma de thriller. Y a los forofos del género puede que ésta le guste mucho. Es entretenida, es ágil, es un thriller. Es adecuada si no estás buscando literatura de la buena, la que posee riqueza de lenguaje, personajes sólidos, situaciones y argumentos bien construidos, en la que todos los elementos están porque tienen que estar, para que el puzle encaje perfectamente y te ofrece, además, una visión del mundo. Aquí no encontrarás nada de eso.

Me decepcionó Vargas Llosa en esta ocasión. Guardaba buen recuerdo de La fiesta del chivo y fui a ella creyendo que me encontraría una obra de similar hechura. Pues no. Había escenas y personajes que me resultaron superfluos o no entendía qué pintaban en el desarrollo del argumento central ni el de la novela en general o qué quería transmitir con ellos. Me parecieron de relleno. Por ejemplo, la relación erótico-amorosa entre las dos mujeres (más tarde dejará de ser un dúo) no sé a cuenta de qué venía. Muy planos estos dos personajes (¿o casi todos?). Solo se distinguían por el color del pelo, pues de ninguna expuso un rasgo distintivo de carácter.

Me resultó increíble o de ciencia ficción el modo en que se puede desmontar un régimen y el papel que desempeñó uno de los personaje en ello.

Y el final me dejó con la boca abierta. Un final para que el lector imagine lo que quiera, y si imagina lo más evidente (lo que sugiere el autor) se muestra contradictorio con la presunta psicología que le otorga a ese personaje. Aunque teniendo en cuenta que la personalidad de todos roza la confusión, o así me pareció, tampoco debió de chocarme mucho. Me quedo con la idea de que no sabía cómo resolverlo y se le ocurrió ese como el más oportuno; sin embargo, no creo que haya sido buena idea.

Salvaría el penúltimo capítulo. No sé si su estructura es copia o no de otras novelas (yo no recuerdo ahora haber leído ninguna similar en otro libro), el caso es que se entremezclaban, sin transición, las líneas argumentales de todos los personajes. Me gustó por lo novedoso (puede que sea mi ignorancia  la vieja y esto se haya usado ya) y porque se intensificaba el ritmo. Contra lo esperado, no era confuso.

El tema de la novela era denunciar, por lo visto, el papel negativo, y contradictorio luego, de la prensa amarillista. Bueno, tampoco es que haya sido muy iluminador o perpicaz en su enfoque. Ese tema da para una novela más ambiciosa. La publicidad del libro dice que ofrece un mural de la sociedad peruana en las últimas semanas de la dictadura de Fujimori. Si es así, desde mi punto de vista, es una sociedad muy limitada, dado que la reduce a las andanzas de dos parejas bien situadas económicamente y a nombrar a mendigos (a quienes les une el adjetivo de vagos, cosa que me sorprendió, pues la condición de vagos no es exclusiva de aquellos: en todas las clases sociales hay vagos, unos con suerte, y otros sin paraguas que camuflen su holgazanería).

En definitiva, que esta novela es más propia de un autor novel que ha de conformarse con la autoedición del libro y publicarlo en Amazon, que de un Vargas Llosa. Este debería de exigirse a sí mismo, y a su posteridad, mejor quehacer literario. Es lo que tiene de injusta la fama, que entre col y col, nos endilga la lechuga.



26 comentarios:

  1. No leí nada de este autor, y nunca me interesó leer nada de él, como tampoco me interesa Saranago, ni Borges (me bastó con La casa de Asterión para dejarlo de lado), ni García Márquez (tuve que leer El amor en los tiempos del cólera y me resultó horrible), ni a Galeano, etc. Creo que los noveles de Amazon ofrecen lecturas más entretenidas que todos estos floridos escritores de la distinguida burguesa «lectoril». En fin. Para gustos los colores.
    Un thriller sensacionalista con chantaje y traición no sonaba mal, pero si no gusta, no gusta, y eso siempre es una pena.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya veo por el listado que has hecho que los consagrados no te interesan. A mí los que nombras sí me resultan interesantes. A la vez, te confieso que he tenido muy mala suerte con los libros autoeditados de Amazon. He leído algunos y no me han convencido (aunque seguro que hay maravillas desconocidas y que, lamentablemente, pasarán desapercibidas). Me los he encontrado desde plagados de faltas de ortografía hasta unos argumentos de los más ñoños. Pero habrá de todo, como mencioné. Y sí, tienes razón, para gustos colores. Un saludo, Raúl. Y muchas gracias por comentar.

      Eliminar
  2. hola!ignoraba que habias vuelto, si no hubiera pasado antes. ahora me doy un atracon de angeles!!lamento decirte que nunca termine nade este autor...me quede con tu reseña y bienvenida!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienhallada, Buho. Me alegro de verte por aquí. Un beso.

      Eliminar
  3. He adorado a Vargas Llosa. Su "Fiesta del chivo" como dices, y "Conversación en la catedral", "La casa verde"... y tantas otras con las que he disfrutado. Ya alguna me había dejado un poco fría en el pasado, pero de esta todo lo que he leído es negativo. Aún así, habrá que leerla para opinar por una misma. A Vargas Llosa se lo debo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo disfruté mucho con "La tía Julia y el escribidor"y "La fiesta del chivo" me arrebató pero, ya ves, este fue una desilusión. Aunque, como tú dices, mejor compruébalo por ti misma. Ya sabemos cómo interviene la subjetividad de cada cual en la recepción de un libro. Muchas gracias por comentarme, Rosa. Un beso.

      Eliminar
  4. A mí "Varguitas", como le llama su primera mujer, Su tía Julia, me encanta. Sobre esta novela he oído y leído opiniones dispares. Mi mujer la está leyendo ahora y como llegaba a ella tan predispuesta a que no le gustase se está sorprendiendo gratamente. De todas maneras es verdad que es muy difícil, Ángeles Impíos, mantener el nivel alcanzado con obras como "La fiesta del chivo" o con las que cita Rosa Berrós en su comentario.
    Bienvenida. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Juan Carlos, encantada de que me comentes. A mí también me gustaba Varguitas, hasta esta novela. Incluso le disculpaba una ideología que no comparto en defensa de su calidad literaria. Si vas predispuesto a que no guste, este mismo factor puede ser un beneficio para la obra. Cierto lo que dices, es difícil mantener el mismo nivel en todas las obras, pero en esta me pareció tan flojo que me sorprendió.
      Un beso, Juan Carlos.

      Eliminar
  5. Me ha encantado leer tu reseña, Ángeles, porque cuando leí hace unos meses el libro tuve prácticamente las mismas sensaciones que tú. A mí también me decepcionó mucho este Vargas Llosa que en nada se parece al que yo admiro y gozo leyendo (La ciudad y los perros, La tía Julia y el escribidor, etc). Yo creo que es una novela escrita al rebufo de la prensa amarilla que tanto le persigue ahora a propósito de su divorcio y su lío amoroso con la Preysler.
    Te pongo el enlace de mi reseña para que compruebes hasta qué punto coincidimos.
    http://buscapina7.blogspot.com.es/search?q=cinco+esquinas
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bien, Kirke, otro libro en el que coincidimos. Probablemente sea lo que tú dices. Quizá con tantos cambios en su vida no pudo prestarle la atención que necesitaba el libro. Me pareció un producto comercial nada más. Ahora voy a tu blog para leer tu reseña. Un abrazo.

      Eliminar
  6. Ha estado muy interesante la crítica que haces al libro, Ángeles. La veo muy desinteresada y valiente.
    El libro no lo voy a leer,para mí hubiese pasado totálmente desapercibido. Vargas Llosa es un autor del que he leído muy poco. De lo que describes, me quedo con la parte histórica que lleva la novela. Y, sobre todo, te ayuda a recordar esa época tan dramática del Peru. Fujimori, Montesinos y Abimael Guzmán... Parece que fue ayer...
    Cuando algún libro deja de interesarte, se te cae de las manos al rato de empezar a leerlo.
    Y eso es lo que me parece que te ha pasado. De hay tu crítica.
    Un abrazo

    Miguel Zoraquiain

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí el Vargas Llosa novelista me interesa mucho, pero me temo que en este libro el interés fue fallido. No tanto porque se me cayera de las manos al comenzarlo, sino en su valoración final. El libro, como thriller que es, se puede leer con ligereza. Pero no da para mucho más y no está a la altura de otras novelas suyas.Un abrazo, Miguel.

      Eliminar
  7. No es fácil encontrar reseñas como la tuya. Generalmente encuentras reseñas laudatorias porque el lector no suele atreverse a criticar negativamente una novela que no le ha gustado si el autor ha sido ya encumbrado. En mi opinión no hay escritor grande que no tenga novelas mejores y regulares o peores. A mí con los escritores latinoamericanos me cuesta, alguna que otra cosa que he leído pero me quedo con pocos. Hace poco descubrí a Sábato con "El túnel", realmente deliciosa esa novela. De Llosa recuerdo "La guerra del fin del mundo". A ver si me animo con otras aunque la que reseñas mejor no :)
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es vanidad, ni prepotencia, sino que llevo leyendo desde muy joven y ya, a estas alturas de mi vida, confío en mi juicio bastante (en temas literarios; en otros, no mucho, como por ejemplo en la fotografía). A mí "El túnel" también me encantó. "La fiesta del chivo", de Vargas Llosa, también te la recomiendo, y "La tía Julia y el escribidor".
      Un saludo, Rubén.

      Eliminar
  8. Parece que con esta novela Vargas Llosa tira de oficio, que tiene de sobra y así trata de tapar numerosas carencias. Un juego que no es fácil con lectores experimentados como es tu caso, aunque sobre gustos ya se sabe.
    Coincido con el resto de compañeros en que es un autor de un gran talento, lo que vuelve a sus lectores quizá demasiado exigentes. No es tan fácil parir una obra maestra, por muy bueno que seas.
    En cuanto al tema de la autoedición en Amazon, debería haber leído una muestra más representativa para poder dar una opinión fundada, pero intuyo que la mayoría no resisten la comparación con ningún autor consagrado; otra cosa es que puedan resultar entretenidas o interesantes, pero en términos de calidad literaria, si esta se puede medir, no hay color.
    Todavía tengo pendiente de leer algo del mejor Vargas Llosa, así que este título menor lo descarto.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí esta novela ni siquiera me pareció una obra menor; ni siquiera la resuelve con eficacia, aunque no sea una obra maestra. Está a la altura de un escritor mediocre, sin oficio, sin creatividad, sin saber hacer. El juicio que me mereció es peor que el que puse, pero quise ser moderada. Respecto a lo de Amazon, mi poca experiencia como lectora de la autoedición no ha sido muy afortunada. Un saludo, Gerardo.

      Eliminar
  9. Bienvenida!!! Ese libro lo tengo descargado pendiente para leer. Buena reseña pero espero a leerlo y luego te comentaré mi impresión. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bien, cuando te lo leas ya me dirás. Un abrazo, Candi.

      Eliminar
  10. Muchas gracias Ángeles, tu reseña tiene frescura y clardad y se agradece. Lo último que leí de Vargas fue La fiesta del chivo, que me pareció magistral.Me da la impresión de que el autor ha entrado en otra dimensión y puede que esté afectando a su capacidad de profundizar en personajes y situaciones. Creo que haré trampa: me meteré en alguna librería, le echaré una ojeadita y según me cante, lo leo o no. Ya te digo. Un abrazote, artista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso, tú échale un vistazo si lo consigues y si lo lees ya me comentarás qué te pareció. A mí "La fiesta del chivo" también me gustó mucho. El hombre quizá esté disfrutando de la vida, y a la literatura, entonces, se entrega lo justo. Todo no se puede a los ochenta años. Un beso, Ana.

      Eliminar
  11. ¿Es posible que alguna vez comentaras que no se te daban bien las reseñas de libros y/o películas? seguramente no serías tú, porque se te da excelente. Me parece perfectamente plasmada tu opinión, que llamás crítica, tanto en cuanto al fondo como la forma, y aunque no he leído nada de Vargas Llosa, no creo que me inicie ya con éste.
    Gracias, Ángeles, por tu punto de vista tan sincero, ¡un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Chelo. Recuerdo haber dicho que me aburre un poco, por aquello de que es poco creativo, y de que tengo que ir apuntando datos a medida que leo; de hecho, no recojo en el blog todas las lecturas que realizo por lo cansino que me parece a veces. He cambiado el nombre de reseñas por crítica porque alguien me dijo que yo no hacía reseñas, si acaso crítica. Creo que tuvo razón. Me extiendo demasiado y por lo visto sobrepasa las dimensiones e intenciones de la reseña. Un abrazo, Chelo. Y encantada, como siempre.

      Eliminar
  12. Hazte de fama y échate en la cama, esto lo hemos visto en muchos escritores y músicos, en ese sentido deje de leer las obras recientes de muchos autores.
    Me gustaría conocer tu opinión sobre "La vida exagerada de Martín Romaña" de Alfredo Bryce Echenique.

    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, Chaly. Hay algunos que ya viven de la estela de su fama. De Bryce Echenique me leí, hace muchos muchos años, "La vida exagerada de Martín Romaña" y "Un mundo para Julius". Ambas me gustaron, y la primera me encantó porque me reí mucho con ella y me pareció muy imaginativa. Pero mi juicio se remonta a hace más de veinte años y no sé lo que pensarìa ahora. Creo que me seguiría gustando. Encantada de verte por aquí y de que me comentes. Un abrazo.

      Eliminar
  13. Ana linares luis27/9/16 12:26

    Me alegro que vuelvas con tus reseñas,siempre es de agradecer ,tomo nota!!y me fio mucho de tu opinión, un besazo.��

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentarme. Un saludo.